Presidente Luis Rodolfo Abinader continúa duro y curbero contra los actos de corrupción. otras Noticias afines

0
843
Héctor Danilo Sánchez Special-Reporter

Con su apego a la transparencia desde el primer día del gobierno y dejar que los tribunales se ocupen de los escándalos que ha sufrido el país, el presidente Abinader quien esta duro y curbero, está curado en salud, como el primer presidente en tiempos modernos que no está manchado. 

?Para resguardar su reputación, Abinader ha sido implacable con casos de corrupción denunciados en los medios y al parecer bajo escrutinios razonables. El último caso civil fue el del arquitecto Cecilio Rodríguez, director de Bienestar Estudiantil, Inabie, destituido rápido.

El primer ejecutivo de la nación Dominicana Luis Rodolfo Abinader fijó su posición, quizás sin saber que los regímenes anteriores, sobre todo el del presidente Medina, estaban minados por hechos de corrupción que involucraban a civiles, altos jefes militares como los recientes casos  anti-Pulpo y Coral 5G, así como familiares. 

El caso anti-Pulpo envuelve a funcionarios del régimen de Medina y a su hermano mayor, Alexis imputados por actos de corrupción y lavado de activos, cuyo caso según el anuncio del procurador fiscal anticorrupción, Camacho verá acusación en pocos días. 

De acuerdo al fiscal Camacho, la Dirección de Persecución depositará el acto conclusivo de aquí al 6 de diciembre, para un nuevo sacudimiento al régimen anterior y al ex presidente Medina, que ha visto tocarle las investigaciones a varios miembros de la familia.

Operativo Coral 5G
El operativo Coral 5G involucra a tres generales y siete coroneles de la Fuerza Aérea Dominicana, FAD, todos con largo tiempo en el desempeño de funciones vinculados con la seguridad presidencial y al antiguo jefe de la escolta, general Adán Cáceres bajo arresto.

Cáceres parecía un santico evangélico con todo y su pastora. Lo que se decía de él era que se trataba de un oficial dedicado a sus responsabilidades en el Cuerpo de Ayudantes y a la religión. Parecía demasiado bueno para el estilo y tradición militar adicta a las comisiones. 

Los montos involucrados en este último caso de corrupción pudieron espantar al público, cuando la Procuraduría dijo que la red del Coral 5G  movió más de $4,500 millones, en un entramado que envolvió a 14 oficiales encabezados por el general, Juan Torres Robiou. 

Se diría que con tantos imputados militares y civiles, la Procuraduría no tendrá cárceles suficientes para albergarlos en el caso de que sean condenados de manera definitiva. Mientras se desarrollan los juicios, la vergüenza cubre a varios oficiales que eran tenidos como pundonorosos. ?No supieron “matar la gallina y guardar las plumas” por lo que buena parte de las fortunas descubiertas y declaradas ante la Cámara de Cuentas, se utilizaron para comprar apartamentos, casas, fincas y solares que no podían justificar con sus salarios y a la vista pública.

Es inevitable que al régimen del ex presidente Medina le cayera también la responsabilidad de que esas fortunas se hicieran a la vista de muchos. Obviamente que las autoridades anteriores vieran el enriquecimiento abultado e ilícito como parte de un juego inacabable.

Nada qué ocultar
El presidente Abinader ha sostenido desde el inicio de su régimen que estará apegado a la transparencia y al margen de lo decidan los tribunales. El martes pasado dijo: “No hay nada que ocultar porque todo está ahí”. Fue una alusión a los tantos casos de corrupción.

Al referirse a que se mantiene al margen y que no hay nada que ocultar, el presidente manifestó que “debemos defender siempre una justicia rabiosamente independiente y autónoma, por el control externo e interno de las cuentas del Estado, mediante auditorías transparentes y crear mecanismos de control ciudadano para que estos se involucren en la actividad cotidiana de las instituciones”. ?El pasado miércoles el presidente Abinader destituyó al arquitecto Cecilio Rodríguez, director del Instituto Nacional de Bienestar Estudiantil (Inabie) luego de que se denunciaran irregularidades en procesos de licitaciones. El ministro de Educación reveló que recibió un informe sobre el manejo de la institución y que se hallaron “fallas importantes”.  ?El destituido director es de la cosecha del partido de gobierno, solamente un caso denunciado públicamente, de lo que parece ser un racimo que envolvería también las compras millonarias en libros de texto y otra índole que abarrotan contenedores que no han tenido salida. 

Los tantos actos de corrupción en algunos departamentos como Educación, el ministerio de la Juventud y otros parecerían ser parte de que los funcionarios no creen en la palabra presidencial pese a las reiteraciones. Se diría que van a los puestos listos para robar.

En anteriores gobiernos los escándalos en el ministerio de Educación fueron numerosos, tanto en las compras de pupitres, de libros para las escuelas y la comida escolar, que generalmente ha sido aprovechada por un grupito de empresas partidarias.

Misceláneos
La opinión pública está sacudida de “misceláneos” como el escándalo Larva que envolvió casos de narcotráfico, lavado de activos y franca corrupción; y la Policía siempre presente en cosas feas como el tumbe de droga en Barahona que involucró la rocambolesca historia de un cabo secuestrado por camaradas que se repartieron un alijo.

El tumbe viene desde lejos. El actual director de la Policía reveló que mientras era director de la Regional Sur de Barahona pidió investigar a 14 oficiales y alistados con relación a ese y otros delitos. No le hicieron caso no obstante las aparentes pruebas que sustentaban el caso.

El pasado lunes el capitán de la PN, Juan Abreu Rosario fue asesinado en la carretera de Piedra Blanca, Bonao supuestamente cuando se acercó a ver qué pasaba con un retén que habían montado dos policías. Los agentes lo mataron y hasta hoy no se sabe de ellos.  ?Los agentes o falsos agentes despojaron al capitán de su arma una pistola marca CZ y robaron RD$900,000 que contenía una mochila en un minibús retenido cuyo chófer fue herido mortalmente en la escena. El capitán Abreu Rosario dejó huérfanos a seis hijos.

 En ciudades del interior del país ocurrieron en los últimos días asaltos y asesinatos de personas al parecer inocentes como dos jóvenes taxistas desojados de sus vehículos y lanzados en matorrales, hechos que han consternado a las poblaciones donde acontecieron.

General recibió RD$737 millones en seis años

Julio Camilo de los Santos Viola General de Brigada (FARD).

Los fiscales dicen que al comparar los ingresos percibidos, bienes adquiridos, estilo de vida del imputado y su comunidad de bienes, no se evidencia una correlación entre estos.

Santo Domingo, R. D.-Los fiscales a cargo de la “Operación Coral 5G” han establecido que el general de brigada de la Fuerza Aérea de la Republica Dominicana (FARD), Julio Camilo de los Santos Viola, aumentó su patrimo­nio de manera exorbitan­te en 2020, cuando “reali­zó sus mayores compras de nuevos inmuebles”, al declarar, en su declaración jurada de bienes, 23 pro­piedades inmobiliarias va­loradas en 65.7 millones de pesos.

Sostienen que “al realizar una comparación de los in­gresos percibidos y la can­tidad de bienes adquiridos, así como el estilo de vida del imputado y la comunidad de bienes de este, no se evi­dencia una correlación en­tre los mismos”.

El alto rango militar, seña­lado en el expediente de “Operación Coral 5G”, se desempeñaba, hasta su arresto el pasado miércoles, como encargado de la segu­ridad del expresidente Da­nilo Medina.

Conforme al expediente le­vantado del Ministerio Pú­blico, De los Santos Viola re­cibía, a través de cheques, desde el año 2014, fondos millonarios que ayudaron a su enriquecimiento ilícito.

Así consta en la orden de arresto, que específica que en el 2014, luego de que Adán Cáceres Silvestre, quien cum­ple 18 meses de prisión pre­ventiva como medida de coerción por el caso Coral, lo designara como subje­fe del Cuerpo de Seguridad Presidencial (CUSEP), em­pezó a librar mensualmente RD$8,000,000 por concepto de inteligencia.

En julio de 2017, Adán Cáce­res, junto a Rafael Núñez De Aza y De los Santos Viola, au­menta la partida hasta RD$9, 200,000.00 mensuales, más depósitos extraordinarios es­porádicos.

“Además de entregarse fon­dos especiales adicionales, como es el caso del mes de diciembre del 2016 cuan­do se libraron varios che­ques con un monto total de RD$61,000,000”, dice el do­cumento.

La orden indica que en el 2016 fue sustituido el coro­nel de la Fuerza Aérea, Ra­món Escarramán Cáceres Humberto, como encarga­do de inteligencia, y en su lu­gar fue designado el coronel Sterling Antonio Peralta San­tos. Sin embargo, para conti­nuar manejando a discreción los fondos de inteligencia, se continuaron librando los che­ques a nombre de Julio Ca­milo de los Santos Viola.

De acuerdo a una certifica­ción emitida por el Cuerpo de Seguridad Presidencial (CUSEP), el 27 de agosto de 2021, desde el año 2014 hasta el 2020, De los San­tos Viola recibió cheques por RD$737,509,419.00 por concepto de pago de gastos de inteligencia.

Los fiscales aseguran que De los Santos Viola, y el resto del supuesto entramado, utiliza­ron el dinero de forma dis­crecional, aumentando con fondos públicos sus patrimo­nios personales.

Conforme certificación nú­mero DS-TSS-2021-3303, emitida por la Tesorería de la Seguridad Social el 21 de mayo 2021, De los Santos Viola en la actualidad sola­mente aporta a la Seguridad Social en base al salario de RD$41,030.00, percibidos por la Fuerza Aérea de Re­pública Dominicana, “ade­más de que nunca ha realiza­do aportes como empleador, lo que evidencia que su úni­ca entrada consiste en sus in­gresos por el salario anterior­mente señalado”.

La orden de arresto indi­ca que desde el 2012 has­ta agosto de 2020, recibió RD$7,020,000 del Cuerpo de Seguridad Presidencial, por concepto de incentivos y salario.

El órgano persecutor seña­la que el implicado adquirió más de RD$15.2 millones desde enero de 2012 a abril de 2021, entre “salarios e in­tensivos”, de acuerdo con ar­chivos de la Fuerza Aérea.

“Al hacer un análisis de la in­formación financiera del im­putado Julio Camilo de Los Santos Viola (a) Viola, pudo evidenciarse que el mismo no solamente desvía los recursos destinados a inteligencia en el CUSEP, sino que recibía trans­ferencias constantes de par­te de militares del entramado, como David Agustín Abreu Pa­dilla, encargado de cuenta de cobras del CESTUR, Miguel Cancu, encargado de con­tabilidad de CESTUR, Jaco­bo Horacio de La Cruz, en­cargado de combustible de CESTUR e Israel Blanc Her­nández, ayudante de David Agustin Abreu Padilla”, dice la orden de arresto.

Bienes
Otros de los señalamientos que realiza el Ministerio Pú­blico en contra de Julio Ca­milo de los Santos Viola, expresa que aumentó su pa­trimonio de manera exorbi­tante en año 2020, “donde realizó sus mayores com­pras de nuevos inmuebles”, llegando a establecer en su declaración jurada de bie­nes, 23 propiedades inmo­biliarias valoradas en 65.7 millones de pesos, según documentos de la Dirección General de Impuestos Inter­nos.

“Al realizar una comparación de los ingresos percibidos y la cantidad de bienes adqui­ridos, así como el estilo de vi­da del imputado y la comuni­dad de bienes de este, no se evidencia una correlación en­tre los mismos”, sentenció la orden.

El Ministerio Público dice que dentro de los inmuebles ad­quiridos está el apartamento D-5, en la Torre Elsa, ubicada en la calle Cesar Nicolás Pen­son, No. 63, Gascue, Distrito Nacional, valorado en RD$8, 000,000.

“En esa misma torre el impu­tado tiene dos apartamentos más a nombre de testaferros, son el 4-A y el A-3. Todos los apartamentos fueron adqui­ridos en el 2015 siendo Sub­jefe del CUSEP”, dice el Mi­nisterio Público.

De igual forma, los fiscales señalan que posee un inmue­ble en la Torre Harriannet IX, apartamento 10C, sector Los Millones, Distrito Nacional, donde Adán Cáceres posee el apartamento 3A.

Asimismo de los Santos Vio­la adquirir un amplio terre­no en la Av. Charles de Gau­lle, Santo Domingo Este con un valor estimado, se­gún información de la DGII, RD$P$37, 000,000.

La orden de arresto también establece que adquirió 11 in­muebles consecutivos (re­fundidos en terreno), cuatro de estos a su nombre, uno a nombre de su hermana Mag­nolia de los Santos Viola, otros tres a nombre de su so­brino Raymel Pastor del Ro­sario Viola, uno a nombre de su madre Gladys Viola y otro dos a nombre de su sobrina Onoris Beatriz Soto de los Santos.

Un 98% de los inmuebles fueron adquiridos luego del 2018 y dos corresponden al año 2007.

El Ministerio Público, seña­la que a su nombre también están un Jeep Honda, CR-V Touring4wd, blanco del año 2016, una motocicleta mar­ca Four wheel, modelo Sport­man 700, roja, año 2006.

Arrestos
El pasado miércoles la Procu­raduría General de la Repúbli­ca dio a conocer la Operación Coral 5G, una red de corrup­ción que se desprende del caso Coral y que involucra a oficia­les de cuerpos castrenses, in­cluyendo generales.

Entre los apresados en la Ope­ración Coral 5G se encuentra el general de la Fuerza Aérea Dominicana de República Do­minicana (FARD) Juan Carlos Torres Robiou, exjefe del Cuer­po Especializado de Seguridad Turística (Cestur).

También están bajo arresto el general Julio Camilo de los Santos Viola, de la FARD, y el general Boanerges Reyes Ba­tista, del Ejército de República Dominicana.

Asimismo, el capitán de na­vío Franklin Antonio Mata Flores, José Manuel Rosa­rio Pirón, el coronel Carlos Augusto Lantigua Cruz, el coronel Miguel Ventura Pi­chardo y el cabo Jehohanan L. Rodríguez Jiménez , así como Erasmo Roger Pérez Núñez y César Félix Ramos Ovalle.

Son 13 los involucrados en la Operación Coral 5G y tenían sus “codinome”

Santo Domingo, R. D.-El Ministerio Público ha presentado acusación formal contra los integrantes de la presunta red de lavado de activos apresados en la Operación Coral 5G, cuya medida de coerción será conocida la mañana de este domingo.

En el pliego de documentos de medida de coerción, de 634 y al que tuvo acceso Listín Diario, se detallan cada uno de los nombres y su presunta participación en la red, donde algunos se identificaban con lo que el ministerio público ha denominado “codinome”.

La presunta red la encabeza el general Juan Carlos Torres Robiou, de la Fuerza Aérea de República Dominicana (FARD), y exjefe del Cuerpo Especializa de Seguridad Turística (CESTUR),  identificado con el “codinome D1”, los generales Julio Camilo de los Santos Viola y  Boanerges Reyes Batista, del Ejército de República Dominicana,  el capitán de navío Franklin Antonio Mata Flores, de la Armada dominicana (ARD), los coroneles Carlos Augusto Lantigua Cruz, identificado con el codinome “El ayudante”, Yehudy Blandesmil Guzmán Alcántara, y Miguel Ventura Pichardo FARD, bajo el codinome CT-2.

También involucra a los teniente coronel Erasmo Roger Pérez Núñez, de la Fuerza Aérea (FARD), y Kelman Santana Martínez, el Ejército dominicano (ERD)

Asimismo, al mayor de la Policía Nacional José Manuel Rosario Pirón, a la primer teniente Jehohanan Lucía Rodríguez Jiménez, bajo el codinome JR, a César Félix Ramos Ovalle y Esmeralda Ortega Polanco, quien era identificada con el codinome 550.

El grupo se encuentra detenido en la cárcel del Palacio de Justicia de Ciudad Nueva, a la espera de que se conozca la vista, pautada para las 10:00 de la mañana de este domingo por la jueza Kenya Romero.

Por favor , déjenos su comentario...