Una corrida pésima impide el lucimiento de toreros en Feria de Aguascalientes

0
370

El español Paco Ureña y los mexicanos Arturo Saldívar y Leo Valadez no pudieron brillar ante las condiciones de los ejemplares de Xajay la corrida celebrada hoy en la Feria de San Marcos de Aguascalientes, centro de México.

Siete toros, uno de regalo, que fueron una calca en sus condiciones de lidia, justitos de presencia, sin raza, deslucidos, sin codicia para ir a los engaños y sin dar siquiera tres embestidas para poder ligar los muletazos.

Ureña, torero que tiene sitio, técnica y anda bien con el toro, hizo un esfuerzo con los dos pero solo fueron esbozos de faena porque los astados no permitían nada más.

Al primero de su lote lo toreo bien a ratos pero lo mató mal y todo quedó en silencio; en el segundo hubo momentos en que logró ligar dos series pero concluyó con pinchazo y estocada baja para saludar en el tercio.

Saldívar tampoco tuvo tela de dónde cortar. En su primero lució con sitio y con deseos pero los de Xajay pecaban de deslucidos y de poco colaboradores para los toreros.

El quinto toro, segundo de su lote, resultó igual que sus hermanos descastado y sin codicia. Saldívar mató pronto y hubo silencio.

Después regaló un séptimo al que cuidó demasiado y logró las series más ligadas de la tarde pero sin poder conjuntarlas por las sosería de las reses. Mató de varios intentos y escuchó palmitas.

Valadez tampoco pudo tener el triunfo deseado y con el segundo de su serie tuvo momentos de calidad que se perdieron porque no había continuación. Acabó por matar de estocada y escuchó aplausos.

Por favor , déjenos su comentario...