Desfogan de 50 metros cúbicos de la presa Tavera

0
2259
Autoridades iniciaron el desague para evitar tragedias como en la tormenta Olga en el 2007.

Santiago, R.D.- A la prensa de Tavera, le entraran 527 metros cúbicos por segundo de agua, la que al llegar a su punto máximo, el ingeniero Olgo Fernández, director nacional del Instituto de Recursos Hidráulicos, dispuso el desfogue de 50 metros cúbicos hasta concluir con 200, para evitar que este embalse alcance los 326 metros sobre el nivel del mar.

El INDRHI empezó la tarea de desaguar el cuerpo de agua a las 11:00 AM de este lunes de manera gradual en un punto menos de su máxima capacidad, que es de 327 y cuando empieza a dar salida automática sin ninguna intervención.

Fernández, director del INDHRI dijo que las lluvias de anoche domingo permitieron que la presa Tavera-Bao llegara a su capacidad máxima de agua.

Explica que como medida preventiva y por esa razón debieron empezar a hacer el desagüe con el objetivo de evitar riesgos a la población.

baguada-2
Asi quedaron barrios en Santiago en el 2007.

Mientras que el Director del Centro de Operaciones de Emergencia (COE), General Juan Manuel Méndez, dispuso que los brigadistas hagan evacuaciones obligatorias de las familias que viven en las zonas bajas y a orillas del Río Yaque del Norte.

Tanto Fernández y Méndez alertan a las familiares residentes en los sectores Bella Vista, Otra Banda, Rincón de Oro, El Tamarindo y Rafey, en Santiago; a los de Banegas, en Villa González y Navarrete acatan las orientaciones de los socorristas.

También, hay exhortaciones para los residentes en Amina, Boca de Mao y Pueblo  Nuevo en Valverde; a los de Villa Vásquez, Castañuelas, El Ahogado, Palo Verde y otras de Montecristi llevarse del llamado de los socorristas.

Aseguran que se desaguan las presas debido a la situación que han creado las lluvias que las han llenado.

Afirman que mantienen un monitoreo por todas las zonas del recorrido de las presas y los ríos a fin de evitar pérdidas humanas.

Se ha prohibido a las personas bañarse en ríos y cañadas en los actuales momentos.

Cronología del 2007.

Las tormentas Noel y Olga, que afectaron al país en octubre y diciembre del año 2007, provocaron daños considerables a la producción agropecuaria, la infraestructura vial, eléctrica y viviendas, lo que se constituyó en el primer elemento adverso para el pujante desarrollo económico que llevaba República Dominicana hasta ese momento.

Un estudio de la Unidad Asesora de Análisis Económico y Social de la Secretaría de Estado de Economía, Planificación y Desarrollo (SEEPyD) sobre el “Desempeño Económico de República Dominicana durante el año 2007” establece que “los daños ocasionados por ambas tormentas ascendieron a más de RD$14,500 millones (equivalentes a 1.3% del PIB), siendo el sector agropecuario el que recibió los mayores impactos”.

Según el estudio, solo en la agricultura, ganadería, silvicultura y pesca las pérdidas alcanzaron a más de RD$5,500 millones.

El producto que mayores daños sufrió fue el guineo, que registró pérdidas totales por el equivalente a RD$1,888 millones por las lluvias e inundaciones de Noel y Olga.

Luego se ubica el plátano, con pérdidas de RD$1,406 millones; las legumbres, con RD$291 millones; el arroz con RD$194 millones, las hortalizas perdieron RD$175 millones y los vegetales orientales sufrieron pérdidas por RD$112 millones.

baguada-3
Esta jeepeta quedó encima de una marquseina de un vehiculos arrastradas por las aguas en el 2007.

Las pérdidas menores en la agricultura correspondieron al cacao, ascendentes a RD$71 millones y el maíz, por RD$68 millones.

“En cuanto a la ganadería, el mayor impacto corresponde a la avicultura, la producción de bovinos y la producción de cerdos.

En el primer caso el stock se vio afectado por la pérdida de una gran cantidad de aves, principalmente pollos y gallinas y daños en las instalaciones de producción.

Los daños en este renglón se estiman en RD$488,9 millones y corresponden principalmente a la avicultura”, explica el estudio.

Afirma que la infraestructura vial sufrió daños considerables que solo se podrán cuantificar a partir de la decisión de reconstrucción, pues los costos varían si se realizan en el mismo trazado o por nuevas rutas.

A estos daños viales se agregan los costos que significan la utilización de rutas alternativas porque implican mayores distancias que la ruta directa disponible antes del desastre, peores condiciones tanto de trazado como de carpetas de rodadura.

“Estas alternativas viales de mayor longitud conducen a incrementos de los costos de operación vehicular y mayor tiempo de transporte”, apunta el informe.

En cuanto al sector vivienda, el equipo técnico que realizó el análisis expresa que fue seriamente afectado, sobre todo en los sectores más vulnerables de la población, lo que también sería cuantificable según las soluciones que se aporten, tomando en cuenta que en numerosos casos será necesario trasladar las casas a nuevos terrenos por la peligrosidad que supondría reconstruir en los mismos lugares.

Noel y Olga provocaron daños en el sistema eléctrico nacional estimados en más de RD$2,000 millones, afectando la infraestructura de propiedad pública, ubicada en su mayoría en los subsectores de distribución y transmisión, según el estudio.

Por favor , déjenos su comentario...