Poder Ejecutivo dispone eliminación de la Dirección Central de Narcóticos de la Policía Nacional Dominicana (DICAN)

0
261
Héctor Danilo Sánchez Special-Reporter

PALACIO NACIONAL. SANTO DOMINGO, R. D. – El presidente de la República, Luis Abinader, instruyó esta tarde al ministro de Interior y Policía, Jesús Vásquez Martínez, a convocar al Consejo Superior de la Policía para que derogue el párrafo cinco de la Orden Especial 024-2008, del 31 de mayo de ese año, que creó la Dirección Central de Narcóticos de la Policía Nacional (DICAN), para que en lo adelante sus funciones sean realizadas por la Dirección General de Control de Drogas (DNCD). 

El mandatario en la Orden Ejecutiva 001802, de fecha primero de febrero de este año, recordó que la DNCD es el órgano Ejecutivo creado por la Ley sobre Drogas y Sustancias Controladas, número 50-88, del 2 de febrero de 1988, el cual asigna la facultad de prevenir y reprimir el consumo, distribución y tráfico ilícito de drogas y sustancias controladas en el país.

El presidente Abinader mediante orden ejecutiva instruye al ministro Vásquez Martínez a ejecutar la nueva disposición oficial y que proceda a reunir el Consejo Superior de la Policía para que adopte la nueva disposición.

Abinader ratifica el compromiso con el régimen de exenciones de la Ley 28-01

En otro orden el presidente de la República, Luis Abinader, declaró hoy que las exenciones e incentivos fiscales de las empresas que se acogieron al régimen de la Ley que crea la Zona Especial de Desarrollo Fronterizo 28-01 se mantendrán vigentes, junto a las facilidades que ofrece, hasta agotar el periodo de veinte años de su clasificación.

Esta disposición se produce en vista de que hoy vence la vigencia de esta pieza jurídica, que se discute en el Congreso Nacional actualmente, y que como cualquier debate legislativo suscita en toda democracia sana el surgimiento de opiniones diferentes entre los legisladores y también en la sociedad.

El primer mandatario también ratificó su compromiso con el régimen de exenciones de la Ley, pero ajustado a mecanismos de mayor control y como parte de un modelo integral de desarrollo fronterizo que contemple políticas públicas de orientación social.

¨Estoy dando seguimiento cercano a todo el proceso relativo a esta importante pieza legislativa y acojo el llamado para arbitrar entre las partes interesadas el proceso de consenso para elaborar una propuesta de Ley que cree un instrumento de desarrollo robusto y bien estructurado para producir el resultado deseado en términos de inversión y empleo¨, manifestó el presidente a través de una declaración publicada en la red social Twitter.

Refiriéndose a la importancia de trabajar en favor del desarrollo integral de la República Dominicana, Abinader destacó que el territorio es un eje fundamental en las políticas públicas de desarrollo, porque las oportunidades hay que construirlas donde reside la gente.

Detalló que las frecuentes visitas que realiza al interior del país ¨indican nuestro compromiso con la reducción de la desigualdad territorial en materia de desarrollo económico y social¨.

¨En la República Dominicana la desigualdad entre las provincias es evidente; y, especialmente, en las que forman parte de la zona fronteriza. Pedernales, Independencia, Elías Piña, Dajabón, Montecristi, Santiago Rodríguez y Bahoruco lideran los índices de pobreza por la ausencia de políticas públicas para su desarrollo¨, puntualizó el mandatario.

Con esta declaración el presidente quiere dejar claro el compromiso asumido de crear un proceso de desarrollo integral en el que ninguna provincia del país se quede atrás.

Se recuerda que la Ley 28-01 fue aprobada hace 20 años y entre otras disposiciones, el párrafo único del artículo 2 explica que las empresas industriales, agroindustriales, agropecuarias, metalmecánica, de zonas francas, turísticas, metalúrgicas y energéticas, y de todo tipo de empresas permitidas por las leyes dominicanas establecidas y que se establezcan en el futuro, que operen dentro de los límites de las provincias fronterizas, gozarán de beneficios especiales.

Dentro de las facilidades obtenidas al establecerse en la zona fronteriza, las empresas disfrutarán de una exención de un cien por ciento (100%) del pago de impuestos internos, de aranceles aduaneros sobre materias primas, equipos y maquinarias, así como cualquier tipo de impuesto, durante un período de veinte (20) años. Se les otorga, además, un cincuenta por ciento (50 %) en el pago de libertad de tránsito y uso de puertos y aeropuertos.

Pedernales, Independencia, Elías Piña, Dajabón, Montecristi, Santiago Rodríguez y Bahoruco son las provincias que de acuerdo a la Ley 28-01 habilitan el acceso de estos beneficios a las empresas que se instalen en estas localidades.

Por favor , déjenos su comentario...