El déficit comercial baja en junio a su menor nivel en ocho meses

0
122

El déficit comercial se redujo un 5,9 % en junio hasta su nivel más bajo en ocho meses, con un saldo de 43.600 millones de dólares, gracias al aumento de las exportaciones, informó hoy el Gobierno.

No obstante, en la primera mitad del año -que coincide también con los primeros seis meses de mandato del presidente, Donald Trump- el déficit comercial se situó en los 276.597 millones de dólares, un 10,7% por encima del mismo período del año anterior.

Trump llegó a la Casa Blanca con la promesa de renegociar tratados comerciales que consideraba perjudiciales para Estados Unidos y penalizar a las importaciones de productos que afectan a la economía nacional y al mercado laboral.

La cifra de junio bate las expectativas de los analistas, que habían previsto un déficit de 44.000 millones de dólares, y supone el segundo mes consecutivo de descenso en el saldo comercial negativo de EEUU con el exterior.

Las exportaciones de junio aumentaron en un 1,2%, hasta los 194.400 millones de dólares, mientras que las importaciones cayeron en un 0,2%, al situarse en los 238.000 millones de dólares.

Además, la balanza de servicios, tradicionalmente en superávit, aumentó su dato positivo en un 2,4%, hasta los 21.600 millones de dólares.

Todo esto contribuyó a que el déficit comercial se mantenga en su nivel más bajo en ocho meses, aunque todo apunta a que cerrará el año con un aumento del déficit con respecto al año anterior.

La amenazas de Trump contra los principales socios comerciales con balanza comercial negativa, como México o China, no se han traducido hasta el momento en medidas concretas.

La Administración del mandatario republicano ha amenazado a México con aranceles, a China con gravar sus exportaciones de acero, y ha denunciado “muy malos” intercambios comerciales con Alemania.

En junio, el déficit comercial con México se redujo en un 24%, hasta los 6.852 millones de dólares, por un aumento de las exportaciones del 4% y una caída de las importaciones del 0,6%.

Por el contrario, el balance negativo entre importaciones y exportaciones con China y Alemania se redujo el 3% y el 10%, respectivamente.

Con la Unión Europea (UE) en su conjunto, el déficit se redujo en un 2,2%, hasta los 12.470 millones de dólares, mientras que con Canadá el déficit disminuyó a la mitad, hasta 624 millones de dólares, por una mejora de las exportaciones al vecino del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), en el que también participa México.

La importaciones en junio desde países de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) cayeron un 5%, hasta 6.079 millones de dólares, algo que está vinculado a la buena marcha de la producción estadounidense de hidrocarburo gracias al repunte del barril de petróleo, que hace más rentables las explotaciones nacionales de arenas bituminosas.

La importaciones desde Venezuela, casi exclusivamente de petróleo, cayeron en un 25% hasta los 919 millones de dólares.

El déficit comercial negativo lastra el avance del producto interior bruto (PIB), aunque Estados Unidos ha mantenido tradicionalmente un abultado saldo negativo apoyado en el importante peso del consumo interno en la economía nacional.

Los datos comerciales de esta primera mitad del año y de los primeros meses del mandato de Trump son observados con más interés, ya que podrían ser utilizados por la nueva Administración para justificar medidas de corrección comercial contra algunos socios que la Casa Blanca considera que se benefician de manera injusta de la apertura de la economía estadounidense.

Las promesas de corregir la balanza comercial estadounidense de Trump chocan con la dificultad de poner coto a economías con un tejido industrial más denso y centrado en las exportaciones que el estadounidense, como Alemania o Japón, o países que compiten con más fuerza en la producción de ciertos bienes de bajo valor añadido, como China.

DEJE SU RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

*