Ciudadanía Incompleta de Puerto Rico parte 2

0
89

Debe ser algo bien complicado y sorprendente el darnos cuenta ahora que nos tomaron el pelo cuando decidieron darnos la ciudadanía estadounidense.  Fue un total engaño creernos que todos los derechos como ciudadanos americanos iban a ser respetados.  Ahora, luego de un siglo, nos damos cuenta que todo fue una gran tomada de pelo en la cual siempre el jibarito Boricua ha salido perdiendo al final del camino.

No tan solo hemos sido usados, engañados, discriminados y maltratados por mucho tiempo sino que se pretende que no digamos nada al respecto y que sigamos sumidos en el silencio. Ahora los ciudadanos y el país esta en quiebra porque se tomo prestado billones sin ningún control. Ahora los acreedores que prestaron el dinero al gobierno de Puerto Rico quieren su dinero de vuelta y el congreso les ayudo a gestionar el cobro.

Esto no tiene que ver nada con cuestiones partidistas locales. Tiene que ver con el Congreso de los Estados Unidos que esta en total control de los 3.5 millones de americanos boricuas que vivimos en la isla de Puerto Rico.

No hay que esperar hacer plebiscitos ningunos ni pedir la estadidad para Puerto Rico. La que manda ahora es la Junta de Control Fiscal que representa al congreso. Según la historia, una vez que se nos da la ciudadanía americana en el 1917, se supone que los derechos fueran igual para todos los ciudadanos habitantes de la isla de Puerto Rico pero no sucedió de esa manera.  La ciudadanía fue condicionada a que si nos quedabamos en la isla, perdíamos derechos de la constitución. Todos se tragaron la lengua, se cegaron ante esta condición discriminatoria y callaron por el hambre que había en la isla.

La parte donde nos limita los derechos ciudadanos no se habla mucho ni se estudia en la escuela publica. Ese tema no se menciona en las aulas educativas porque te pueden comenzar a carpetear como persona subversiva en contra de los Estados Unidos de América. Volvemos a recalcar que el autor solo muestra la historia tal como es sin animo político alguno.

La Ley federal nos aplica 100% cuando se viola y hay que someter cargos. Ahí en Puerto Rico no hay ninguna limitación como cuando se decide dar fondos de beneficencia publica.  Cuando estamos en la desventaja de ser afectados y no poder votar ni en el congreso ni en Puerto Rico por el presidente los 3.5 millones de personas de la isla, podemos notar que algo anda mal. Nuestra ciudadanía esta incompleta y la condiciona nuestro sitio geográfico.

Estamos en total desventaja económica, racial, legal y educativa cuando nos comparamos con el resto de los estados y territorios.  No hay ninguna seguridad que esto cambie al menos que todos comencemos a pedir la igualdad de derechos por las redes sociales y otros medios.  La ciudadanía americana trae sus ventajas al viajar dentro y fuera del continente americano.

También se debe ya quitar el estatus colonial de la isla para que de esta manera se pueda desarrollar su economía de forma equitativa como los otros estados.

Nos cuestionamos el porque los ciudadanos de los otros estados no nos ayudan con esta situación discriminatoria. Sospechamos que si se activa un grupo, también quedarían en la pagina de Cheo como decimos en la isla.

La nueva sepa de jóvenes que van subiendo en la política ya están enterados de todo lo aquí expuesto. Tal vez necesiten el apoyo de todos para que la voz se escuche en Washington DC donde se toman las decisiones finales para la isla.

DEJE SU RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

*