Abinader propone en FL órgano que contribuya a diafanizar procesos electorales en AL

0
352
Luis Abinader recibe la distinción de parte de los organizadores de la XIV Cumbre Latinoamericana de Marketing Político y Gobernanza del Miami Dade College.

El joven político de la República Dominicana, fue además reconocido como el “Líder Emergente Mas Destacado de América Latina”, durante la celebración de la XIV Cumbre Latinoamericana de Marketing Político y Gobernanza, realiza el Miami Dade College.

Por Rose Mary Santana |

Miami, Florida.- El excandidato presidencial de la República Dominicana por el Partido Revolucionario Moderno, PRM, Luis Abinader propuso en esta ciudad, la creación de un órgano electoral que asesore y contribuya al logro de procesos electorales transparentes, justos, incluyentes y representativos de la voluntad popular en América Latina.

“Estoy completamente seguro que un organismo como el que propongo, contribuiría a la paz, a la sostenibilidad y la institucionalidad democrática,  lo que consecuentemente se traducirá en mayor desarrollo económico y social de nuestra querida región”, sostuvo Abinader al hacer su propuesta  durante los debates de la XIV Cumbre Latinoamericana de Marketing Político y Gobernanza, celebrada en Miami Dade College, que reúne a importantes líderes de la región y que concluye este jueves.

Tras la propuesta, el joven político caribeño, indicó que el mismo sería “un organismo regional electoral que reduciría las suspicacias, los conflictos de intereses y la imposición del poder presidencial en los órganos electorales”, conformé subrayó.

En su ponencia Equidad, Transparencia, Gobernabilidad y Ética, Los Retos de la Democracia Latinoamericana, Abinader puntualizó que “en su compromiso de lograr mayor estabilidad institucional, los países deben construir contextos electorales verdaderamente democráticos, estando compelidos a concertar legislaciones eficientes, capaces de garantizar los derechos de los militantes en las formaciones políticas, y competencias comiciales revestidas de equidad, transparencia y diafanidad.”

Reconocimiento
Durante la Cumbre, que cuenta entre sus participantes a  Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos, Mauricio Lizcano, presidente del senado de Colombia, y el vicepresidente de Honduras, Ricardo Álvarez Arias, Abinader fue distinguido como “Líder Emergente Más Destacado de América Latina.”

Al recibir el reconocimiento por parte del director Jaime Narváez y otros ejecutivos de la Cumbre. Al recibir la distinción, Abinader señaló que ello “lo compromete a continuar luchando por la democracia en América Latina” agregando que “lo dedica a todos los dominicanos comprometidos con un cambio que beneficie a las grandes mayorías de la población, y en especial a la dirigencia y militancia de su partido.”

Un tema de inevitable presencia en el debate responsable sobre la situación democrática latinoamericana, enfatizó el conferencista, “es el del financiamiento y el gasto que aparece asociado a la explotación electorera de la pobreza, el clientelismo y el transfuguismo en la competencia electoral.”

Amenazas al sistema electoral y democracia

“La corrupción que afecta hoy a muchos estados de la región es un serio desafío a la institucionalidad democrática, ilustró Abinader,  subrayando que el escándalo de corrupción de Odebrecht es un ejemplo de la perversa influencia del poder económico globalizado en decisiones que deberían estar sujetas exclusivamente a las políticas nacionales, evidenciándose la vulnerabilidad del sistema electoral de nuestros países y por consiguiente de nuestros sistemas democráticos”, expresó Abinader.

“Millones de latinoamericanos son víctimas de un clientelismo desbordado que abusa de sus condiciones de vulnerabilidad y  limita o distorsiona considerablemente el derecho a elegir libremente a sus funcionarios públicos,” puntualizó.

Advirtió que el gran desafío de los pueblos de la región consiste en afirmar la equidad social y la participación ciudadana en la política, al tiempo de superar la debilidad institucional que generan los conflictos de soberanía entre los poderes estatales, y la imposición presidencialista sobre los poderes electorales y las instancias contraloras de la discrecionalidad con que el Ejecutivo maneja los fondos públicos.

Abinader resaltó la importante experiencia de participación política que se desarrolla en República Dominicana, con el empoderamiento de amplios sectores sociales de la lucha ciudadana denominada Marcha Verde por el fin de la impunidad, desatado a consecuencia de la pasividad mostrada por las autoridades frente a la gran estafa de Odebrecht en contra del país.

Esa participación ciudadana, agregó, “fortalece y ensancha el horizonte de las luchas que durante décadas vienen librando la dirigencia y militancia que hoy se abandera en el PRM y en otras organizaciones opositoras.”

Déficits más notorios 

Conforme sostuvo el joven polítco dominicano, “los déficits democráticos son más notorios allí donde no hay contrapesos, donde la ambición de los gobernantes o el poder económico privado hacen desaparecer los pivotes que marcan los límites que establece la ley. Nuestras democracias precisan estados con mayor transparencia y regímenes de petición y rendición de cuentas obligatoria en las instituciones públicas.”

“Requerimos sistemas judiciales con autonomía, pero eficientes, con ministerios públicos independientes en términos presupuestarios y con garantías de permanencia en sus cargos por cumplimiento con los cánones y estándares de la carrera”.

En otro aspecto advirtió que la construcción democrática hace imperativo un mayor espacio de diálogo y compromiso institucional de los actores políticos latinoamericanos, como reclaman las experiencias de Venezuela, Perú, Ecuador, Paraguay y la de nuestra Republica Dominicana.

Los ejemplos hacen más que evidente el peligro de la ausencia de institucionalidad democrática, que no sólo pone en riesgo la pluralidad política y las opciones abiertas de los actores en competencia para alcanzar el poder, sino que pueden comprometer la seguridad y los derechos sociales de la población, sobre todo aquellos que se encuentran en situación de vulnerabilidad.

“Precisamos afirmar a una OEA pluralista, respetuosa del compromiso democrático y abierta al reconocimiento de la diversidad política de los Estados, siendo la defensa de la democracia, el eje central que unifique al organismo”, acotó.

El giro proteccionista que plantea en Norteamérica debe conllevar a que Latinoamérica repiense las políticas de integración, acercando más a los países de la región entre sí, explorando esquemas que faciliten la negociación en bloque sobre comercio, políticas migratorias y otros temas, de modo  que se fortalezcan las opciones negociadoras de Latinoamérica con los EEUU., expuso.

Abinader estuvo acompañado por su esposa Raquel Arbaje y una comitiva de dirigentes encabezadas por los diputados Ulises Rodríguez, Alexis Jiménez Burgos, Orlando Martínez, y los dirigentes Eligio Jáquez, Franklin García Fermín, Radhamés García, Eylin Beltrán, Julio Peña y su asistente Lourdes Herrera, entre otros.

Por favor , déjenos su comentario...